Saltar al contenido

Piscinas para jardín baratas

Al llegar el verano es agradable contar con una piscina que te permita estar junto a tu familia para poder refrescarte y disfrutar de los días soleados. Quizás pienses que para disfrutar de una de ellas tienes que invertir mucho tiempo y dinero. Pero, por suerte en el mercado puedes encontrar piscinas para jardín baratas que te serán muy útiles y refrescantes.

Básicamente las piscinas se dividen en dos categorías, las que hay que enterrar y las que son superficiales o elevadas. Las enterradas pueden ser de dos tipos:

  • Las de obra: Son aquellas cuyo tamaño y forma la determina el constructor, dependiendo del presupuesto y terreno con el que se cuente. Éstas por lo general son de hormigón, al que posteriormente se le hace un revestimiento con azulejos y/o baldosas (mosaicos).
  • Las pre-fabricadas: Como su nombre lo indica, son aquellas piscinas que vienen con todos los elementos para su instalación. Su forma, tamaño y modelo ya son concebidos por los fabricantes y son de medidas más o menos estándar. Pueden ser de materiales diversos como acero, madera o poliéster con fibra de vidrio.

Mientras que las piscinas superficiales también se consideran prefabricadas, la mayoría de ellas tienen como particularidad que son desmontables. Por lo tanto, son ideales para quien busca algo que se pueda instalar y desinstalar de manera sencilla.

Ahora bien, si lo que estás buscado son piscinas para jardín baratas tienes que saber que por lo general las que entran en ese rango suelen ser superficiales y desmontables. Aunque hay algunas enterradas prefabricadas que también pueden estar muy bien de precio. Está claro que las de obra enterradas nunca lo van a ser.

Esto sucede porque las piscinas que son de obra, aun cuando sean de precio muy económico, resultan mucho más costosas que las superficiales. La razón de ello es que exigen un mayor trabajo para su instalación, como la apertura de un hueco para su construcción y colocación.

Características importantes de las piscinas

Como ya te he mencionado, existen una gran variedad de piscinas baratas para jardín que puedes seleccionar de acuerdo a tus necesidades. Pero las ofertas que consigas de ellas, dependerá de varios factores que tienes que tener en cuenta a la hora de elegirlas. He aquí algunos de ellos:

Piscinas para jardín baratas

El material utilizado y las características de tu futura piscina definirán el tipo de piscina que vas a tener, por eso es importante que tengas en cuenta una serie de factores.

El material:Este es uno de los elementos más importante y que determinará si la piscina que elijas tiene un costo muy alto o no. Por lo general las que son de poliéster son más económicas que las de madera o las de acero.

Ahora si la piscina para jardín que elegiste es del tipo enterrada, será un poco más costosa. Ya que por lo general incluyen materiales como acero inoxidable y fibra de vidrio. Te recomendamos que, aunque quieras una piscina para jardín barata, escojas una de buen material para que te sea duradera.

El tamaño:Como es lógico el tamaño influye mucho en si una piscina tiene un precio de oferta o no. Ya que no pretenderás pagar el mismo precio por una piscina fabricada exclusivamente para niños que por una que sea para toda la familia.

El modelo:Al ser el mercado de piscina tan amplio, existe una gran variedad de modelos y diseños, dispuestos para satisfacer la demanda. Y dependiendo del que escojas es posible que el precio varié considerablemente.  Así que, si buscas una forma deberás revisar muy bien este detalle.

Los accesorios:Al buscar piscinas para jardín baratas también tendrás que  tener en cuenta  los accesorios que ésta traiga. Pues te puede resultar mucho más interesante que incluya depuradora de agua, escalera, depuradora de arena o un buen manual sobre su instalación, uso y cuidados.

Comprar piscinas prefabricadas:Ahora bien, debido a su facilidad para instalarlas y a los numerosos diseños y variedad de materiales, las piscinas prefabricadas han ido ganado terreno en los últimos años. Esto hace que escoger una piscina para jardín barata , se vuelva un poco engorroso.

Sin embargo, conociendo las características, sistema de instalación y ventajas y desventajas de ellas, la tarea de seleccionar una piscina para jardín barata te será mucho más fácil. Así que aquí te dejamos algunos de los diseños más vendidos  en la actualidad.

Modelos más vendidos de piscinas

Los modelos de fabricación más habituales son los de plástico que además se han desmontables, si es cierto que las de poliéster con fibra son unas piscinas muy elegantes que en muchos casos incluyen en jacuzzi incorporado. Es como si fuera una piscina doble en la que puedes disfrutar de distintas maneras puedes nadar un poco o simplemente tirarte a la bartola y descansar con sus chorros de hidromasaje.

Bestseller No. 1
Intex 28271NP Small Frame - Piscina desmontable, 2.282 l, 260 x 160 x 65 cm
  • Piscina rectangular desmontable tubular Intex Small Frame, con estructura metálica, medidas: 260 x...
RebajasBestseller No. 2
Bestway 56408 - Piscina Desmontable Tubular Bestway Steel Pro (305 x 76 cm) con depuradora de...
  • Tamaño caja: 29 x 111 x 27 CM - 4,9 KG / Tamaño ensamblado: 305 x 76 CM - 4.678 L

De poliéster con fibra de vidrio:

Esta piscina para jardín no suele ser barata ni mucho menos es del tipo enterrada, por lo tanto, exige que se abra un hueco, de acuerdo a la forma y tamaño de la misma para su instalación.

Está formada por una sola pieza elaborada con poliéster, fibra de vidrio, resinas y un gel para evitar la porosidad de la superficie. Aunque se trata de una piscina permanente es muy fácil de instalar. De hecho, el proyecto puede estar listo en tan solo 4 días.

Una vez este colocada se le puede añadir escaleras de distintos tamaños, sistema de filtración y tratamiento del agua y sistema de nado contracorriente.

Entre las ventajas que ofrece este tipo de piscinas está lógicamente su bajo precio, comparado con las piscinas de acero u hormigón. Hay diferentes formas, tamaños y modelos de mosaicos. También son fáciles de limpiar.

Su punto negativo es que por su material siempre deben estar llenas de agua; ya que si están vacías tienden a erosionarse debido a las condiciones climáticas. También, producto del sol se deterioran más rápidos que otros modelos de piscinas. Además, no pueden ser personalizadas

Piscina de acero inoxidable

Es un modelo de piscina sencillo y duradero, y es muy similar a una piscina de obra. Está constituida por paneles modulares pre formados de acero inoxidable y un revestimiento de PVC dividido en dos capas. El tiempo de instalación oscila entre 7 y 10 días.

Algunas ventajas de este tipo de piscinas es que son más resistentes que las de poliéster y más económicas que las piscinas de obra. Son fáciles de instalar y de limpiar. Además, se adaptan a diferentes tipos de terrenos y se les pueden instalar accesorios de limpieza y filtros de depuración.

Sin embargo, como puntos negativos podemos decir que tiene un costo más elevado que las piscinas de poliéster y tiende a sufrir deterioro a largo plazo, por lo que tiene que ser sustituida. Hay que tener cuidado con ellas porque al ser de acero inoxidable son conductoras de la electricidad.

Piscinas de madera

Aunque no son muy comunes en España, las de madera es un tipo de piscinas que suelen preferir algunas personas. De acuerdo a su tamaño y modelo son relativamente económicas y fáciles de instalar. Se pueden encontrar en las categorías enterradas o elevadas.

Entre sus ventajas está su precio, ya que son más económicas que las de poliéster reforzado con fibra de vidrio y las de acero. Además, cuentan con una gran resistencia.

Las piscinas de madera quedan muy bonitas en el jardín, aunque tienen como punto negativo que requieren de un mayor mantenimiento, de lo contrario no durarán a largo plazo. La madera cuando está en el exterior necesita un mantenimiento casi anual para mantenerse en perfectas condiciones, cosa que podemos solucionar con un tratamiento protector para madera exterior. Aunado a eso no hay variedad en sus diseños, ya que suelen venir cuadradas o hexagonales.

Piscinas prefabricas enterradas

Aunque no es un modelo muy vendido es uno de los más bonitos ya que es una piscina de toda la vida. En este caso nos decantamos por las prefabricadas ya que son mucho más baratas y hacen su función perfectamente. habitualmente están echas de acero y tiene todas las prestaciones de una piscina convencional la mayor diferencia es el precio ya que al ser prefabricada es mucho más barata.

Formas más habituales para las piscinas

Las formas de las piscinas van a depender de su categoría, es decir, si son enterradas o elevadas. Las enterradas, cuando son de obra, pueden ser de formas ilimitadas. En ellas se ponen de manifiesto la creatividad tanto de quien la solicita como del que la construye.

La forma que se le dé a una piscina de obra va ligada al terreno y al presupuesto que se disponga para su construcción. También juega un papel importante la profundidad que tendrá la misma.

Muy por el contrario, las formas de las piscinas prefabricadas y desmontables, suelen ser muy limitativas. En su mayoría estas vienen solo en modelos rectangulares, cuadrados, redondos u ovalados. En algunos excepcionales casos tienen formas hexagonales, sobre todo las de madera.

Piscinas de jardín desmontables

Ahora bien, si lo tuyo es colocar una piscina para jardín barata en el verano, que además sea fácil de instalar, puedes optar por las superficiales desmontables. En el mercado encontrarás varios modelos de ellas y a precios muy accesibles.

Éstas presentan varias ventajas en relación a las prefabricadas. La primera de ellas es que no necesitas tener un jardín inmenso para instalarla, tampoco necesitarás abrir un agujero o hacer algún tipo de obra. Solo preparas un terreno liso para colocarla y listo.

También se encuentran en diversas formas y tamaños, de tal manera que se adapta al espacio que tengas disponible para ella y lo mejor es que cuando ya no la vayas a usar, la desmontas y la guarda hasta el próximo verano. Algunos modelos de piscinas desmontables son los siguientes:

Piscinas inflables o hinchables:

Este es uno de los modelos de piscinas para jardín baratas de los que hay más ofertas. En su mayoría vienen con una bomba de aire incluida. Gracias a ello pueden ser infladas con facilidad son perfectas par los jardines con niños.

Este tipo de piscina se instala de manera sencilla, solo se necesita una superficie plana. Sobre ella se pondrá la piscina para llenarla de agua, una vez esté inflada.

Se recomienda que el sitio donde se coloque, ya sea tierra o pavimento, esté liso y firme. Además, para brindar mayor protección es bueno colocar una lona o plástico resistente entre la superficie y la piscina.

Un aspecto importante de las piscinas inflables es que las hay de diferentes tamaños. Es por eso que las puedes conseguir muy pequeñas, donde incluso cabe solo un niño, hasta enormes, en las que se pueden refrescar y bañar toda la familia.

Entre su desventaja podemos mencionar que son un poco inestables y suelen tener poca durabilidad. De ahí que es importante darle un buen mantenimiento y no hacer el bruto. Una forma de hacerlo es secarla y limpiarla muy bien cada vez que se vaya a guardar.

De plástico:

Este es un tipo de piscina elaborada en polietileno que viene muy compacto metido en una caja. No necesita incharse, aunque tienes que estirarla muy bien sobre la superficie que se va a colocar y posteriormente llenarla de agua. Es un buen ejemplo de piscinas para jardín baratas .

Es recomendable que antes de armarla, coloques un plástico o lienzo grueso en la superficie para protegerla. También se puede tomar como medida de protección lavarse muy bien los pies antes de meterse en ella, de tal forma que no se lleve pequeñas piedras o arenilla que puedan agrietarla.

Al igual que las piscinas inflables, este modelo viene en distintos tamaños, y son muy fáciles de instalar y desinstalar. Como punto negativo, se tiene que tener en cuenta que cuanto más grande sea la piscina, más complicado será a la hora de secarla y volverla a enrollar para guardarla.

La mejor manera de combinar tu piscina de jardín es con una buena tumbona.

Tubular con plástico

Las piscinas tubulares, tal y como su nombre indica son un tipo de piscina que se instala utilizando una serie de tubos de metal y el plástico de polietileno dispuesto para ello. Por lo general, estas suelen ser más grandes que las piscinas inflables y las de plástico, lo que permite un mayor disfrute en familia.

El proceso de instalación, si se siguen las debidas instrucciones, es muy fácil. Y una vez esté lista tendrás una piscina para jardín barata armada para varios días, claro está, si se cuida que el agua se mantenga limpia.

Entre sus ventajas principales está que es una piscina más resistente que las dos anteriores, además que su precio no es muy elevado en comparación a estas. Aunque requiere un poco más de mantenimiento.  Su punto débil es que no viene en muchas formas y el proceso de secado para guardarla requiere de tiempo.

Guía para comprar piscinas para jardín baratas

Ya conoces los distintos modelos de piscina que están a tu disposición. Ahora, es bueno que sepas que hay una serie de recomendaciones que tienes que tener en cuenta, así como aspectos que evaluar antes de seleccionar una de las muchas piscinas para jardín baratas que hay en el mercado.

El entorno

En primer lugar, verifica el entono y el terreno donde la colocarás. Es decir, si la superficie es adecuada o si hay presencia de árboles que puedan ocasionar su deterioro y dificultar su manteamiento.

Cantidad de personas que la utilizarán

De este factor dependerá el material que elijas, tomando en cuenta aspectos como la durabilidad y resistencia. También tendrá repercusión en el tamaño, ¿Será exclusiva para niños, adultos o para toda la familia?

El espacio y dinero

también es importante considerar el dinero y el terreno con el que cuentas.  Ya que no querrás tener una piscina enorme en un diminuto jardín o solicitar un modelo que no se ajuste a tu presupuesto.

Piscinas para jardín baratas
5 (100%) 1 vote